Decálogo del maestro boliviano


  1. Atiéndete, fórmate y conserva lo bien adquirido, perfecciónalo.
  2. Conoce a fondo, cúan noble, grande y trascendental es tu misión, si no quieres que para ti la escuela sea un martirio lento y un modo facil de ganar la vida.
  3. No desempeñaras con agrado y provecho tu dificil tarea de educador, sino la amas con todo corazon.
  4. Recuerda que tu eres el eje de la escuela; los ojos de tus alumnos y las esperanzas de los padres están puestos en tí.
  5. Se generoso; piensa que formas parte de los escogidos; Bolivia te encominda sus mejores tesoros: sus niños.
  6. Educar, formar almas nobles, cuerpos sanos y verdaderos bolivianos, es hacer grande la Patria, esto depende de tí.
  7. A tí, Maestro; te dicen los padres, te entregamos a nuestros hijos , hazlos mejores que sus padres, para que ellos hagan una sociedad unidad y una BOLIVIA grande.
  8. Jamás cometas el crimen de desprestigiar a tus colegas, porque asi perderas totalmente tu autoridad moral.
  9. Sino te llama la vocación al sacrificio y a la grandeza de Maestro, deja de serlo porque fracasaras y perderas el futuro de tus alumnos .
  10. Concluida tu misión puedes levantar los ojos al cielo y decir: "¡Señor, la obra que tomé a mi cargo la perfeccioné!", respondí a mi Patria, BOLIVIA; ahora déjame descanzar en paz.

0 comentarios:

Publicar un comentario